Mimo

CONJUNTO

Nombre: Mimo and her Five Friends, Mimo y sus Rocks y Mimo y Los Jumps

Origen: Madrid

Período de actividad: 1959-1962

Estilo musical: Rock and roll, twist, doo-wop, pop ye-yé

ACTIVIDAD

(por J.M.Moratinos)

Casi con toda seguridad, estamos ante la primera mujer conocida públicamente cantando rock and roll en España. María del Pilar García de la Mata y Caballero de Rodas, nacida en Madrid el 6 de Septiembre de 1942, la fiebre del rock le llegó con apenas 15 años. Era muy inusual que una chica cantara rock a principios de los años sesenta, pero Mimo empezó a hacerlo cuando la década incluso aún no había comenzado. Sin duda, una pionera con mayúsculas; no obstante, razones ajenas a su voluntad acabarían truncando prematuramente su prometedora carrera musical. Pero vayamos por partes:   

Siendo aún una adolescente, María del Pilar vibraba escuchando canciones en inglés de Elvis Presley, Paul Anka o Eddie Cochran, siendo su mayor referencia Brenda Lee. No sólo memorizó las letras deesos temas, sino que pronto aprendió a acompañarse de modo autodidacta con una guitarra española.

Corría el año 1959 cuandooptó al concurso de TVE “Hacia la fama”, presentado por Ángel de Echenique (certamen que dos años más tarde devino en el célebre “Salto a la fama”, presentado por José Luis Barcelona). Cantó “Diana, el gran éxito de Paul Anka por aquellos días, sorprendiendo a la audiencia y ganando el premio en la categoría de canción moderna. Curiosamente, coincidiría en el plató con otra jovencita madrileña llamada María de los Ángeles de las Heras, quien años después se convertiría en la popularísima Rocío Dúrcal. Sólo una circunstancia anómala en aquello: Pilar se presentó al concurso a escondidas de sus padres, ya que éstos, de clase acomodada, desaprobaban que su hija se dedicara a cantar rock and roll.

A raíz de este éxito, en 1960 el maestro Fernando García Morcillo la ficha para su sello Variety (del grupo Iberofón), dispuesto a convertirla en la Brenda Lee española. Adopta su nombre artístico, el cual le venía de sus amigos, quienes de niña la llamaban “céntimo” por su físico menudo, derivando de ahí a Mimo. Graba así su primer disco, un EP en inglés titulado “Mimo’s Rock”, con dos temas de Paul Anka (“Something has changed me” y “Don’t ever leave me”), otro de Dion & The Belmonts (“A teenager in love”) y un cuarto de la propia Mimo: “I love you so”. Firmado como Mimo and her Five Friends, el disco, tal y como reza su nombre, lleva el acompañamiento de cinco músicos de estudio y un diseño de portada muy a la americana.

A pesar de los limitados medios del sello Variety, la escasa edición del disco (500 ejemplares) se agotó con rapidez. Aunque no vio una peseta por las ventas, fue llamada, en cambio, a actuar en varios Colegios Mayores madrileños como el San Pablo y a regresar a la televisión dentro del programa “Primer aplauso”.

Durante un veraneo familiar en Sanjenjo, conoció a un directivo de la BBC quien le propuso llevarla a Londres para incluirla en sus programas musicales, pero la frontal oposición de sus padres lo impidió.

A finales de 1960 firma con Philips y publica su segundo disco, ahora como Mimo y sus Rocks, con cuatro temas en español: dos acompañados por el Cuarteto de Filippo Carletti y los otros dos por la orquesta de los propios estudios. Los temas son “Júrame”, canción italiana de Marino Marini; “Sueño”, de Johnny Burnette; “Caminando”, de The Solitaries y “Muñeca viviente”, de Cliff Richard. Apoyando la promoción de este nuevo EP realiza varias galas y aparece regularmente en televisión versionando éxitos italianos y norteamericanos, todo a pesar de la oposición de su familia.

Mimo compagina sus estudios con actuaciones en directo, y en una de éstas en 1961, en el Círculo Catalán de Madrid conoce a los hermanos Miguel, Jaime y Jorge Zelada. Son tres músicos con los que se presenta de nuevo a “Primer aplauso” ganando el primer premio, consistente en un viaje a Italia (que al final no pudieron realizar por coincidir con un viaje de estudios de Miguel a Londres). Es el director del programa quien los bautiza como Mimo y Los Jumps.

Con los Jumps, Mimo graba a mediados de 1962 su tercer EP, con Jaime a la batería y Jorge a la guitarra solista. A ellos se unirá Enrique Morales (Ricky) al bajo, en sustitución del ausente Miguel, y el hermano de Ricky, Antonio Morales (Junior) a la guitarra acústica y coros, quien no aparece acreditado en el disco al tener contrato vigente con Hispavox como miembro de Los Pekenikes.

Aupada de lleno en la cresta del “twist”, baile de moda de esos años, el disco incluye magníficas versiones de temas como “Speedy González”, de “Mr. Twist” Pat Boone (muy conocido por la versión de Connie Francis), “Pippermint Twist”, de Joey Dee & The Starliters y “Amapola”, con un singular y alegre toque twist. El disco vuelve a ser un éxito comercial, lo que lleva a Philips a lanzar una segunda edición en vinilo de color azul.

Crece la fama de Mimo y los Jumps, con frecuentes actuaciones por el circuito madrileño, hasta que a finales de 1962 publican su cuarto EP. El disco, siguiendo la onda twist del anterior, se compone de los temas “Adiós mundo cruel”, de James Darren, “Oh, oh, Rosi”, de Rocco Granata, “Déjame bailar”, de Brian Holland y “Twist Sensacional”, de The Stompers (muy conocida por la versión que hicieron Los Rocking Boys). El grupo, con la misma formación que el anterior, raya de nuevo a gran nivel, mostrando la versatilidad de Mimo para cantar también temas pop italianos y franceses. Y vuelve a tener una positiva respuesta en ventas.

Pero apenas iniciado el año 1963, la joven Mimo no puede soportar más las presiones familiares y termina cediendo, abandonando definitivamente la música. Sólo tenía veinte años. A partir de ese momento continuará estudiando, antes de emprender otros trabajos. Por su parte, Los Jumps todavía seguirán en activo unos meses más antes de disolverse a finales de ese mismo año de 1963 (sólo muchos años después retornarán a la música haciendo country y blues en distintos grupos -Los Sidoles…). ​Ricky Morales pasará a formar parte de Los 4 Jets antes de integrarse en Los Shakers, y su hermano Junior, tras su breve etapa como cantante en Los Pekenikes, ingresará a finales de 1964 en los celebérrimos Brincos.

Poco se volvió a saber de Mimo desde entonces. Acabó casándose con el empresario Santiago Foncillas (presidente de Campsa y Butano durante los años setenta, fallecido en 2016), con quien tuvo cinco hijos.

María del Pilar García de la Mata, Mimo, tenía todas las papeletas para haber sido la gran estrella de la historia del rock y pop español; su voz peculiar y su estilo vigoroso lo auguraban, plasmada en esos cuatro EPs que grabó, sobre todo los dos últimos, con un sonido sólido y contundente. Un inicio brillante para un prematuro y triste final. Pero más triste aún es que, debido a ese adiós tan anticipado, su recuerdo y su legado sesenta años después casi hayan quedado en el olvido… Aunque no para su época, pues no obstante, la semilla de Mimo sobrevivió, y de ella pronto nuevas chicas ye-yés comenzaron a proliferar en la naciente escena musical de los años ‘60: figuras como Gelu, Rosalía (Garrido), Salomé o la inmortal Karina en cierta medida le deben su éxito posterior. Quede constancia, al menos desde aquí, que de todas ellas Mimo fue la primera y auténtica pionera.

CARATULAS

 

A <span>%d</span> blogueros les gusta esto: